Correr es libertad

Fecha: 06/12/2018 14:18:39
Categorías: Empezar a correr

Un texto en el que seguro que algunos de vosotros os podéis sentir identificados porque CORRER NOS HACE LIBRES.

"Correr es libertad"

Todos los que practicamos la carrera a pie reconocemos que es una actividad igual de adictiva como reconfortante.   Aunque hay algunos momentos en los que uno mismo se puede llegar a plantear que ciertos esfuerzos no pueden llegar a merecer tanto la pena.  

Pero luego llega el momento "ducha" y ahí es cuando sentimos el bienestar de vencer en nuestras batallas personales.

Una vez que el "running" se instala en nuestras vidas es cuando empezamos a vislumbrar y experimentar ciertas libertades que seguro que tendrán una explicación científico-endorfínica.  

Nosotros las formalizamos en sensaciones hasta el punto de crearnos nuestros capítulos diarios cuando pulsamos el botón del cronómetro.  En ese momento empieza nuestro "start" hacia una odisea espacio-temporal que fusionará pulso elevado, dolor de piernas, sudor y escape emocional.

Hay días en los que se puede llegar a convertir nuestro mp3 en nuestro marcaritmos particular y a golpe de subidones nos vamos acelerando. 

Hasta olvidarnos de la respiración o subir por cuestas a velocidades que otras veces ni nos planteábamos. 

Éstos sólo serían algunos de los infinitos ejemplos de las experiencias que sufrimos cuando damos cada una de nuestras zancadas.

Solo nosotros

Libertad cuando corremos es esa capacidad de creernos capaces de cruzar cualquier camino, de "picarnos" con nuestra sombra. 

De dar una vuelta más al parque, de hacer más tiempo que en el entrenamiento anterior o de buscar una minihazaña personal para poder expresar con orgullo propio que lo hemos conseguido.

Todo ello es una mezcla de intimidades de la manera más pura y sencilla que existe, ya que, al fin y al cabo, jugamos corriendo con nosotros mismos igual que cuando éramos niños y siendo protagonistas de nuestra película kilométrica.

URBAN RUNNERS COMPETICION

Desde esta vertiente algo más retrospectiva y personal trato de hacer ver esa cuantía y valor que tiene nuestro propio deporte como fórmula de casi necesaria obligatoriedad. 

Una vez nos convertimos en corredores habituales cambiamos la actitud de "corro para despejarme" a "me despejo para correr".

Aunque son igual de válidas ambas razones para calzarse las zapatillas y sentir la libertad de movernos y dirigirnos a nuestro antojo, ritmo y velocidad...

Una explosión de emociones absoluta que nos hace más y más conocedores de nosotros mismos.  

Y que hace que día a día le demos las gracias a la persona, momento o razón por la cual un día probamos a correr y hasta hoy de momento no hemos parado sintiendo LIBERTAD!

Pedro Esteso.

Añadir un comentario

Iniciar Sesión

¡Producto añadido!

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y tu experiencia de compra.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra política de cookies.